día mundial de la diabetes 2016

día mundial de la diabetes 2016

martes, 18 de noviembre de 2014

análisis...interior

¿Cuándo es que sabes que las cosas están cambiando o están por cambiar? 

Antes que nada muchas de las situaciones no cambian solas, el cambio se genera en uno mismo, viene de nuestro interior, de lo más profundo de nuestro ser, aquel rincón al que muchas veces no queremos ni llegar porque nos da miedo hurgar o rebuscar ya que podemos toparnos con viejas historias o simplemente con cosas que preferimos se queden como están; a veces es más cómodo, ¿no? Aquel status quo que pensaste siempre iba a permanecer. 

Pero de un momento a otro, en algún momento, sin que quizá te lo propongas, algo hace que te cuestiones acerca de cómo estás llevando tu vida o de muchas cosas acerca de la misma (la alineación de los planetas, alguna nueva constelación, una auto exploración, qué se yo) y, de pronto, empiezas a darte cuenta que no estás contento con esa línea recta como el horizonte. 

Crédito: Noticiero37Grados
Aquí hago un pequeño paréntesis porque considero que contemplar el horizonte es todo un espectáculo y uno de los tantos regalos de la naturaleza que muchas veces no sabemos valorar y no apreciamos por falta de tiempo, en este vertiginoso vivir, donde todo es para "ayer".

Pero te das cuenta que tu vida transcurre sin ningún tipo de ondulación o movimiento. Como los signos vitales de una persona en el instante en que ésta pasa a "mejor vida" (como suelen decir). Ojo que no estoy hablando de nuestras glucosas, pues en ese caso todos queremos una línea como el horizonte, sin ningún tipo de movimiento. 

Pero como todos saben, no sólo vivimos con nuestra compañera de viaje, la diabetes; ella es sólo parte de nuestra vida, pues tenemos otros aspectos e intereses que son parte de nuestro ser. Esta vez no es mi compañera de viaje y mi montaña rusa de glucosas a quien me refiero, aunque es cierto que siempre es la protagonista en mi vida y en este blog. 
Crédito: Fotolog
Para sorpresa de muchos, quizá, esta vez se trata de la montaña rusa de mi vida, aquella que dejé de lado hace un tiempo por la comodidad de no arriesgar más de lo necesario. Pero ¿saben qué? La vida es sólo una, me encuentro en ese proceso de introspección y auto análisis que está resultando difícil, pero muy necesario para seguir adelante.

Mi vida tiene matices y no todo se centra en mi compañera de viaje, es cierto que siempre estará aquí, conmigo, pero no me define como persona, ni como mujer, ni como profesional, ni en ningún ámbito de la vida; y si alguna vez sentí que lo hizo, eso es pasado porque hay momentos en la vida en que hay que "tomar el toro por las astas" y decidir tomar el control nuevamente; el control de los múltiples aspectos que nos delinean como personas únicas, especiales y originales en este planeta llamado tierra...algo para meditar y analizar, ¿no?

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Dejanos tus comentarios. Así nos ayudas a mejorar cada día. Gracias!